Los techos son uno de los lugares favoritos de las abejas para hacer su casa, a veces es muy difícil acceder, hemos encontrados techos altos, bajos, irregulares, y algunos muy sencillos, pero siempre cuando se nos permite, y tenemos forma de llegar, las abejitas se han rescatado, queremos darle gracias infinitas a la señora María Clara, por su paciencia, y gran hospitalidad, con nuestros miembros de Miel De Colombia Fundación, fue una hermosa labor el decidir darle una nueva oportunidad a estas abejitas que se situaron por varios meses en su techo. A la empresa Anclajes y Equipos, gracias, porque gracias a su donación los daños fueron mínimos, para sacar a las abejitas, a la señora Natalia Cardona, por creer en nosotros, y su gran apoyo.

#cuandounaespecieseextingueesparasiempre

Abrir chat
¿Necesitas Ayuda?